Lumbalgia, causas, síntomas y solución.

La lumbalgia es un dolor situado en la zona del dorso, desde las últimas costillas hasta los pliegues de los glúteos. El dolor lumbar es muy frecuente y 8 de cada 10 personas padecen alguna vez al menos un episodio en su vida.

Las causas más comunes que pueden generar una lumbalgia aguda son:

Agacharse doblando la cintura en lugar de doblar las rodillas, cargar cosas pesadas inclinando la espalda, mala posición al dormir o descansar en un mal colchón, etc.

Los síntomas iniciales suelen ser cansancio o dolores moderados, intermitentes e inconstantes, que aparecen por épocas en nuestra vida.

Los signos avanzados son crisis intensas de dolor de espalda baja, dolor de nervio ciático, muchas veces acompañadas por contractura muscular y disminución de rangos de movimiento. También pueden ir acompañados de adormecimiento o dolor de piernas, falta de fuerza, problemas de cadera, rodillas, pies o todas las anteriores.

La mejor manera de solucionar este tipo de problemas es acudir a un especialista para corrigir la causa.

En el caso de la espalda baja se debe empezar por unas radiografías recientes y si se considera necesario, una resonancia magnética y/o una tomografía.

En la gran mayoría de los casos y en la mayor parte de las edades se puede establecer un tratamiento para el paciente con grandes resultados.

Lo normal es que no duela la espalda, sin importar la edad. Ante cualquier molestia o síntoma de dolor acudir cuanto antes a nuestro especialista es fundamental para garantizar una buena calidad de vida en el futuro.

En Gabinet Mèdic Maresme disponemos de un equipo de profesionales puestos a su servicio.

Anuncios

Enfermedades reumáticas

Según indica la Organización Mundial de la Salud (OMS), las enfermedades reumáticas son la primera causa de discapacidad física, de origen no mental, de occidente.

Los síntomas de estas enfermedades abarcan desde dolor durante más de tres semanas, hasta fiebre, pérdida de peso o dificultades de movilidad. Afectan a personas mayores y cada vez más a los jóvenes.

Las dolencias reumáticas tienen graves repercusiones en el día a día de las personas que las padecen ya que la mayoría de ellas son crónicas y limitan en gran medida la autonomía de los pacientes.

Entre los casos más habituales encontramos la artrosis de rodilla y cadera, la lumbalgia, la fibromialgia, la tendinitis, los esguinces, la osteoporosis y las artritis.

Pese a que muchas de estas afecciones son crónicas, existen tratamientos efectivos por parte de los especialistas que permiten tratar la mayoría de ellas, mejorando la calidad de vida de los pacientes y permitiéndoles desarrollar una vida completamente normal y feliz durante muchos años.

Así mismo y, a banda de visitar al especialista, realizar un conjunto de actividades que contribuyan al buen estado físico de los pacientes como caminar y hacer ejercicio aeróbico acuático, ir bicicleta, bailar y adoptar buenos hábitos de posturas y ergonomía, pueden ayudar y reducir el riesgo y las dolencias de este tipo de enfermedades.

Para más información, nuestros especialistas de Gabinet Mèdic Maresme le informarán y prestarán la máxima atención.

 

Cómo tratar la hernia discal.

Sobre un 40% de la población sufrirá a lo largo de su vida una lumbalgia aguda de origen discal (dolor ciático).

Tanto las lumbalgias mecánicas como degenerativas han ido incrementándose en los últimos años debido al aumento de varios factores, como la esperanza de vida, la percepción de no tolerancia al dolor, las malas posiciones adoptadas durante horas frente a los ordenadores y otros dispositivos, etc., llegando a ser la patología que ocasiona un mayor índice de bajas laborales.

Debido a la magnitud de esta dolencia, que afecta a funciones motoras de gran importancia y la convierte en una lesión altamente discapacitante, merece ser detectada y tratada de forma correcta lo antes posible, y evitar que ocasione graves poblemas en la calidad de vida del paciente.

Mediante la Ozonoterapia Intradiscal podemos tratar las hernias de disco, lesiones del disco o discos intervertebrales que se han desplazado de su posición normal, presionando los nervios que transcurren a lo largo de la médula espinal.

En un prodecimiento mínimamente invasivo se introduce en el disco una mezcla de oxígeno y ozono, que actúa desecando el disco vertebral, comprimiendo la hernia y haciéndola desaparecer. El ozono produce importantes reacciones antioxidantes y bioquímicas, que consiguen deshidratar el núcleo pulposo herniado y provocar un fuerte estímulo de la circulación sanguínea en la raíz nerviosa.

Este tipo de tratamiento hace desaparecer el dolor y reduce el volumen de la hernia en un 80% de los casos, evitando una intervención quirúrgica mayor. No es una técnica agresiva y se puede aplicar a la mayoría de pacientes.

Consulte a nuestros especialistas de Gabinet Mèdic Maresme sobre los tratamientos de discolisis y ozonoterapia. >>> http://www.gabinetmedicmaresme.com